Portada > AUTÓNOMOS > Coronavirus: tengo tarifa plana. ¿Puedo o no puedo acceder al cese de actividad?

Coronavirus: tengo tarifa plana. ¿Puedo o no puedo acceder al cese de actividad?

Los autónomos que se benefician de la tarifa de 60 euros mensuales pueden acceder a la prestación extraordinaria por el Covid-19.

cese autónomos coronavirus

Muchos autónomos se benefician de la conocida como “tarifa plana”, con la que pagan una cuota de 60 euros al mes por las cotizaciones mensuales a la Seguridad Social. Pero, ahora, con las medidas extraordinarias tomadas por el Gobierno debido al coronavirus, muchos de ellos se preguntan si, pese a disfrutar de tal beneficio, pueden optar también al cese de actividad.

La respuesta es que sí. Así lo recoge Asepeyo, basándose en el Real Decreto Ley 8/2020, de 17 de marzo, que recoge tales decisiones del Ejecutivo. Esta norma afirma que todos los trabajadores por cuenta propia pueden percibir la prestación, por lo que incluye a estos profesionales que cotizan mediante la mencionada tarifa.

Asimismo, también podrán disfrutar de la ayuda los autónomos societarios y aquellos socios trabajadores de las cooperativas de trabajo asociado, siempre y cuando se hayan inscrito como trabajadores por cuenta propia dentro del régimen correspondiente.

Todos ellos se suman los autónomos incluidos en el Real Decreto del 14 de marzo. Estos son los trabajadores con negocios o establecimientos comerciales incluidos en el artículo 10 (así como la modificación en el Real Decreto Ley 465/2020, en su primer apartado), los profesionales con actividad docente, incluidos en el artículo 9, que no pueden llevar a cabo su actividad de forma telemática y aquellos autónomos cuyas actividades se incluyan en el anexo del mismo decreto.

Por último, también se tiene en cuenta a aquellos trabajadores por cuenta propia que, si bien no han cesado su actividad, han sufrido una minoración importante en sus facturaciones. En concreto, dentro del RD se señala que podrán percibir esta prestación aquellos que facturen (en el mes anterior a la solicitud) como mínimo un 75% menos que la media de facturación obtenida entre septiembre de 2019 y febrero de 2020.