Portada > PYMES > ¿Cómo ser una pyme sostenible?

¿Cómo ser una pyme sostenible?

El futuro de las empresas está profundamente marcado por los valores de sostenibilidad, ya que los clientes se fijan cada vez más en estos parámetros.

sostenibilidad en pymes
Antonio Rodríguez

La actualidad y el futuro de las empresas está profundamente marcado por los valores de sostenibilidad, ya que los clientes se fijan cada vez más en estos parámetros para decidir si compran un producto o no. A raíz de esto conviene preguntarse ¿cómo ser una pyme sostenible?

Lo primero es conocer qué define que una empresa sea sostenible o no. Es habitual relacionar la sostenibilidad con el medio ambiente; y sí, tiene mucho que ver, pero también intervienen otros valores y factores que definen si una empresa camina por el camino correcto.

La sostenibilidad es un valor global que incluye el respeto por la igualdad de oportunidades entre los trabajadores, la inclusividad de las minorías y la mejora del entorno social y cultural en el que operan las empresas. Las empresas no pueden ser un órgano alejado de los problemas de la sociedad y debe generar una relación interdependiente con esta.

La mejora de la sostenibilidad de una pyme comienza por desarrollar un modelo productivo que mejore su entorno social y no influya negativamente.

Claves para mejorar la sostenibilidad de las pymes

El camino global hacia la sostenibilidad es un cambio de paradigma global y para ello, es primordial empezar desde las pymes. Estas son algunas de las claves para mejorar la sostenibilidad de estas:

  • Perseguir la eficiencia energética: las pymes deben apostar firmemente por el autoconsumo y las energías renovables. Además, la eficiencia energética pasa también por repensar el espacio de la empresa, atendiendo a elementos como la climatización o el reciclaje de los residuos diarios.
  • Modelo de economía circular en la gestión de los materiales: este modelo se centra en la reutilización, reparación y renovación de los materiales, yendo en contra del modelo habitual de sobreproducción de nuevos materiales.
  • Contratar proveedores sostenibles que desarrollen modelos productivos y materiales más ecológicos y menos nocivos medioambientalmente.
  • Formar y contratar trabajadores de la comunidad: esto es fundamental para crear una pyme socialmente activa, fuerte y sostenible. La contratación de empleados del entorno favorece positivamente a la sociedad ya que genera riqueza mayor sentimiento colectivo.
  • Formación continua de los empleados: este aprendizaje mejora las perspectivas de crecimiento de una empresa a largo plazo, que irá obteniendo trabajadores cada vez más especializados.
  • Crear una política para acabar con cualquier forma de violencia en el entorno laboral, centrándose en la igualdad de género y respeto por la diversidad. Esto genera un entorno de trabajo seguro en el que cualquier persona pueda sentirse cómoda.
  • Transparencia comunicativa: fomentar una comunicación sana es síntoma de sostenibilidad.